Tipo de cambio:

Compra: 3.383

Venta: 3.386


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
JUEVES 5

de diciembre de 2019

SANTIAGO DE CHUCO TIENE MUCHO PARA MOSTRAR

Los encantos de Angasmarca en la sierra de La Libertad

A cinco horas de Trujillo, el distrito de Angasmarca le ofrece no solo sus atractivos turísticos y culinarios, sino también el espacio para sintonizar con ese mundo rural que nos conecta con el paisaje y las vivencias del lugar.

14/11/2019


Suplemento Lo Nuestro



Texto: Hugo Grández

Ronal Llaure tenía diez años cuando, junto a sus amigos Francisco, Leoncio, Hugo, Valerio y César, subía a la cima del cerro Pirámide de las siete caras, el atractivo natural más llamativo de Angasmarca, uno de los ocho distritos de Santiago de Chuco, en el departamento de La Libertad.

Han pasado más de veinte años, y hoy el mismo cerro Pirámide sigue llamando la atención de los juguetones niños del pueblo, pero también es punto de ascenso obligado de los que visitan este pueblo ubicado a 3,175 metros de altura y a cinco horas de la ciudad de Trujillo.

La subida puede hacerse ayudado por una movilidad que lo deja a mitad de camino por solo 3 soles y de allí se debe seguir el recorrido a pie; o caminar desde el inicio, pasando por cada una de las cinco “mesas” o zonas de descanso hasta llegar a la cima.



Desde la primera “mesa” ya se pueden ver las imágenes de postal del distrito, la trayectoria del río, y el natural encuentro del cielo azul y el campo lleno de verde. Pero si alcanza la cima y el cielo está despejado, puede sentarse a contemplar el blanco del Huascarán, visto a lo lejos y en todo su esplendor.

Otros encantos
Dice Ronal que cuando llegaba el verano, los chicos del barrio se ponían el short y se iban derechito al río. Un salto y a refrescarse. Ahora sigue siendo así. Niños que buscan diversión y familias enteras que se reúnen para pasar un bonito día en medio de las aguas transparentes y la corriente ideal del Angasmasca, río que le proporciona vida al pueblo y a su gente.

Otro de los atractivos del distrito es su iglesia matriz. Se trata de una obra arquitectónica que data del siglo XVIII. En ella se pueden ver pequeñas capillas, santos y hasta un museo en el que llaman la atención los delicados trabajos del arte colonial. Tanto la casa hacienda como la iglesia han sido declaradas como Patrimonio Cultural de la Nación.



Angasmarca puede darse el lujo también de decir que tiene entre sus dominios a la casa hacienda que, en sus mejores tiempos, se le consideró la más importante, próspera y productiva del departamento de La Libertad. Es la misma en donde, cuentan los cronistas, se alojaron Andrés Avelino Cáceres, Antonio Raimondi y el mismo libertador Simón Bolívar.

Muy cerca de la plaza también se puede visitar el portal de Belén. Aunque se trata de un pequeño centro religioso, es bastante frecuentado por lugareños y foráneos, sobre todo en la época de Navidad. El Ingenio es otro de los lugares que debe visitar. Se encuentra a 15 minutos de camino y evidencia aquel lugar donde se fundía el mineral. En su época de oro contaba con molinos de piedra accionados hidráulicamente. Hoy aún mantiene erguida su gran torre, así como algunas de sus paredes de adobe.


Tradiciones
Si el visitante quiere llegar en tiempos de fiesta, debe hacerlo en días cercanos al 30 de agosto, festividad de su patrona, Santa Rosa de Lima, aunque en ese caso es posible que el pueblo pierda la tranquilidad que se le atribuye como atractivo. Todo el pueblo se prepara para esta festividad durante el año. Desde el mayordomo o encargado de que todas las actividades funcionen como un reloj, hasta los vecinos que participan en las misas, procesiones y hasta paseo de vacas por el pueblo.

Mención aparte son los pasacalles con sus bailes típicos, como los que protagonizan las pallas con sus varas de caña en las manos, o los loros, que son sujetos vestidos completamente de verde que suelen quitar las pertenencias de otros para no devolverlas. Es un juego del que nadie se queja.




Otra celebración es la del 1° de mayo. La tradición dice que la noche anterior el pueblo se organiza para subir en procesión al cerro Pirámide para realizar el “florecimiento”, que consiste en pernoctar junto a la cruz allí levantada y amanecer junto a ella, mientras se reza y se canta.

El mismo día, la cruz es llevada al pueblo para ser adornada con flores. Las encargadas de ello organizan los ramos y las hojas, una por una. Se considera cada detalle, pues se trata de adornar casi al mismo Cristo. Cuando la cruz ya está preparada vuelve a la cima, igualmente, en procesión.


Lunes de shambar
Cuando Ronal, sus amigos de la infancia o los turistas llegan a Angasmarca suelen pedir el plato más tradicional de los lunes: el shambar. Es el potaje representativo de todo el departamento, pero, claro, aquí tiene un gusto especial porque parte de sus ingredientes se producen en la misma zona.

Otro plato representativo del lugar y que no puede perderse es la patasca. Ronal asegura que su sabor es de otro mundo y más si se toma muy de mañana. Es un plato reponedor y de un sabor espectacular. En el pueblo también se puede encontrar chicharrón crocante con mote, sopa de chochoca, cuy frito, o un preparado de chocho con limón, cebolla y ají limo. Para tomar, puede optar por una chicha de jora.


Lugar de paz
Doña Naty despierta con el canto del gallo, como casi todos lo hacen en el pueblo. Angasmarca es un lugar tranquilo, alejado de la bulla y las angustias que padecen las ciudades. Aquí la gente se saluda en el pueblo y camina por las calles con tranquilidad, o se sienta en el parque a tomar el sol. 

Sin dudarlo, se trata de un destino ideal para los que buscan una mirada relajada del valle, del cielo, del río. El distrito es lindo todo el año, pero suele ser más visitado entre mayo y setiembre.

Ronald dice que en esos meses todo está verde y el cielo azul con sus nubes blancas se muestra en todo su esplendor. Así que no se hable más. Prepare sus maletas, Angasmarca, sus atractivos, sus platos y su buena gente lo esperan.

Cómo llegar y qué hacer

-Desde Trujillo, son tres las empresas de transporte con ruta hasta Angasmarca: Señor de los Milagros y Jimar, con salidas a las 9 de la mañana y 6 de la tarde. Y la empresa Carmencita, que sale cada dos horas desde las 5 de la mañana.

-Angasmarca es un lugar ideal para la práctica del trekking y el ciclismo de aventura.

-De Trujillo hasta Santiago de Chuco la carretera es asfaltada. De allí hasta Angasmarca (2 horas) la vía está solo afirmada.

-Desde Angasmarca, puede darse un salto a Cachicadán (40 minutos) para disfrutar de sus aguas termales. Un hotel del lugar le cobrará por el hospedaje 30 soles.

-Otra opción es ir a Santiago de Chuco, tierra que vio nacer al poeta César Vallejo, para visitar su casa, ahora convertida en un atractivo museo.