Tipo de cambio:

Compra: 3.383

Venta: 3.386


Año de la lucha contra la corrupción y la impunidad
JUEVES 5

de diciembre de 2019

Explotar contigo

El estreno de ‘Nerium Park’ nos permite conversar con Ximena Díaz, una de las protagonistas de la obra, sobre las relaciones tóxicas que nos rodean y la responsabilidad del teatro por visibilizar esos temas.

15/11/2019


Suplemento Variedades


Texto Luis Miguel Santa Cruz

El silencio que aparece al final de una función de ‘Nerium Park’ es extraño, pero familiar. Un silencio que sabe a “yo también estuve ahí” o “yo pude hacer algo”. Un recordatorio antipático, una memoria que todos queremos ocultar después del aplauso. En la puesta en escena dirigida por Mariana Palau y escrita por Josep María Miró, una pareja se muda a un nuevo espacio alejado de todo, donde tienen la única vivienda alquilada y deben convivir con ellos mismos como nunca lo habían hecho. 

Fragilidad y soledad

Las escenas románticas se empiezan a cargar con la tensión que solo deberían tener los enemigos o aquellos que se odian por lo bajo. Las peleas, cada vez más hirientes, se solucionan con palabras aparentemente dulces y sexo que es anestesia, mas no una cura. Ximena Díaz, en el papel de Martha, tuvo que afrontar estos dilemas por varios francos. 

Como actriz, que comparte el escenario únicamente con su par Sergio Paris, ha tenido que compartir historias personales y cercanas para encontrar el balance emotivo que se requiere para mostrar de forma realista a una pareja que lleva junta más de 9 años y que se destruye poco a poco. 

A nivel personal, fueron otras las preguntas. ¿Qué hace que desaparezca la estabilidad? Ximena sabe que en la obra hay dos factores claves para explicar eso, pero asume que hay más respuestas dentro de las realidades de la audiencia. 
En ‘Nerium Park’, vemos la soledad que se vive en una pareja que comparte todo el tiempo juntos. Ya sea por una dependencia emocional o por circunstancias mayores, como la partida de los hijos hacia la adultez. 

A eso se suma la rivalidad machista que surge cuando el esposo pierde el trabajo y la mujer es la que asume la carga económica, dañando el ego inflado por una masculinidad frágil que es común en nuestro país, aunque también se entiende en las otras latitudes en las que se ha presentado este montaje. Por ejemplo, en Grecia, Chipre, Estados Unidos, México o España. 

¿Por qué no nos vamos cuando las cosas ya no funcionan? Para Díaz, la razón principal razón es la soledad y el hecho de que nadie nos enseñó a estar solos. Como sociedad, presionamos para que todos se emparejen a ciertas edades y estigmatizamos al que mantiene la soltería pasados los treinta y tantos. 

Economía y generaciones

La actriz no descarta la verdad incómoda que resulta la economía. El papeleo que involucra una separación dentro de la formalidad le hace creer a la gente que es mejor vivir en el desamor. Una conducta que espera muera en su generación y lo dice con optimismo. 

Ve entre los más jóvenes unas ansias de libertad a temprana edad, no como antes que uno solo se iba de la casa cuando ya estaba casado. Ve que ahora se tiene más claro que no puedes quedarte donde no eres feliz, esto no significa que seas incapaz de luchar por lo que amas. 

Después de la reflexión, Ximena teme sonar demasiado moralizadora, pero sabe que es necesario. El teatro debe entretener, pero también debe mantenerse en contacto con los diálogos que se tienen en los exteriores de la boletería. Y ella como actriz debe servir como vehículo para la conversación de temas peliagudos, así como una mediadora del análisis de lo que sigue siendo un misterio. 

Siendo muy específica, busca entender de dónde surgen las risas de la masa en momentos realmente desagradables que se muestran sobre el escenario. ¿Es el desfogue? ¿Es una reacción natural a lo absurdo que es el hecho de que alguien que te ama te trate mal? 

No hay respuestas o soluciones. No sabe si las habrá al final de la temporada. Espera, eso sí, que alguien se anime a abrir los ojos después de esta experiencia. Que esa persona vulnerable reconozca que no son normales los celos o las inspecciones de celular. Que tú, tal vez, te animes a escapar antes de que las cosas exploten. 

‘Nerium Park’ se presenta todos los miércoles hasta el 4 de diciembre en el teatro Británico de Miraflores.